jueves, 26 de mayo de 2011

Aumentan los tornados su fuerza devastadora

El aumento de las temperaturas por el cambio climático puede ser uno de las responsables de que estos fenómenos atmosféricos adquieran cada vez más fuerza y peligrosidad.Durante los días 21 y 22 de mayo, el Servicio Meteorológico Nacional de Estados Unidos registró al menos 68 tornados en el Medio Oeste después de que abril marcó un récord de 875 tornados en todo el país. El número más alto de tornados anteriormente fue de 267 en abril de 1974.

Los meteorólogos han advertido sobre la posibilidad de que se produzcan más tornados en Kansas, Arkansas, Nebraska Oklahoma, el norte de Texas y el oeste de Misuri, mientras la ciudad de Joplin (Misuri) comienza la limpieza de los destrozos provocados por el devastador tornado.

El tornado que el pasado 22 de mayo dejó una franja de destrucción de un kilómetro de ancho en la ciudad de Joplin, 270 kilómetros al sur de Kansas City, fue el más mortífero desde 1953 cuando otro de estos fenómenos mató a 115 personas en Flint, Michigan.

Angel Rivera, portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) de España, explica por qué se produce este fenómeno atmosférico. “El tornado es un fenómeno típico de primavera en Estados Unidos. Son tormentas bastante fuertes que este año están siendo más y más fuertes. pero es difícil achacarlo a un fenómeno concreto”.


LAS GRANDES LLANURAS AMERICANAS FOMENTAN LOS TORNADOS

En Estados Unidos “sucede cuando entran en contacto masas de aire muy frías procedentes de Canadá y del Ártico con masas de aire muy cálido procedentes del Golfo de México, formando tormentas muy potentes con una dinámica muy particular, porque son elementos de muy pequeña dimensión espacial y temporal", indica el científico.

"Cuando estos elementos empiezan a interrelacionarse con el relieve, si éste es muy quebrado y montañoso, tienen más dificultad de desarrollarse y de pervivir. Pero las grandes llanuras americanas donde tiene lugar esa confluencia entre masas de aire de un tipo y de otro son zonas muy proclives para que esas tormentas adquieran dimensiones espacio temporales muy potentes”, apunta Rivera.

Estas perturbaciones, desde un punto de vista espacial, pueden tener un diámetro de 300, 400 o 500 metros, aunque en alguna ocasión, como está ocurriendo ahora y según los servicios meteorológicos del país, parece que han tenido algo más; y dimensiones temporales de 20, 30, 40 o 50 minutos, como mucho una hora. Su fuerza se clasifica en una escala internacional denominada Fujita que va de F0 a F5. Los últimos de Estados Unidos están teniendo una fuerza F4 (unos 300 kilómetros por hora).

Según Ángel Rivera, “la destrucción que provoca un tornado no solo es consecuencia de su fuerza sino que también está producida por la diferencia de presiones que provoca dentro y fuera. El tornado provoca una caída de presión fortísima, con un efecto destructor muy grande. Así, los coches se convierten en proyectiles y si una casa tiene las ventanas cerradas lo que hace es explosionar desde dentro, lo que no ocurriría si las ventanas estuvieran abiertas”.

Se suele relacionar esta profusión de tornados y la inusual fuerza devastadora con el cambio climático y el aumento de temperaturas, temas a los que el científico español alude con cautela, y expone una serie de razones por las que, dice, se ha de ser prudente.

“Estos días parece que estamos viendo tornados más fuertes, pero sobre todo a nivel de número de muertos, es decir, que esta no es razón para catalogar que sea más fuerte sino que ha incidido en zonas donde realmente las infraestructuras han dado lugar a que haya más muertos. Si ese tornado hubiera sucedido en campo abierto no hubiera tenido ni mucho menos ese poder destructivo”, señala Rivera.


EL CAMBIO CLIMÁTICO EN ENTREDICHO

Añade que, efectivamente, “lo que está pasando es que hay una situación atmosférica que está dando lugar a que sean más frecuentes las situaciones de tornados, pero no me atrevería a decir que no sea normal. Puede entrar dentro de la variabilidad natural de la atmósfera, y no que sea debido al cambio climático. Yo siempre digo que otra cosa es que dijéramos con pruebas fehacientes que durante los últimos 15 o 20 años está aumentando el número de tornados en EU, pero en principio no hay ninguna prueba de que eso sea así”.

Según el portavoz de la AEMET, “lo único que tenemos en cuenta del cambio climático es que la temperatura media del planeta está subiendo y, en principio, a mayor temperatura media mayor energía y fenómenos más violentos. Pero no está corroborado científicamente que estén aumentando los tornados en los últimos años en Estados Unidos”. “Sí hay una sensación de que pudiera estar sucediendo por el cambio climático, pero hay que tener en cuenta varias cosas. Ahora nos enteramos inmediatamente de cualquier suceso que ocurra en cualquier parte del mundo. Es una sensación de aumento subjetivo porque antes pasaban las cosas y, simplemente, no te enterabas. También es verdad que hay mucha más población, incluso viviendo en situaciones de riesgo. Es posible que estén aumentando ahora en número y fuerza, pero ese ‘es posible’ no se puede elevar científicamente a nivel de categórico”, concluye Ángel Rivera.


DESTACADOS:

• El tornado que el pasado 22 de mayo dejó una franja de destrucción de un kilómetro de ancho en la ciudad de Joplin, 270 kilómetros al sur de Kansas City, fue el más mortífero desde 1953 cuando otro de estos fenómenos mató a 115 personas en Flint, Michigan.

Para Ángel Rivera, portavoz de la AEMET, “estos días parece que estamos viendo tornados más fuertes, pero sobre todo a nivel de número de muertos, es decir, que esta no es razón para catalogar que sea más fuerte sino que ha incidido en zonas donde realmente las infraestructuras han dado lugar a que haya más muertos”.

Según el portavoz de la AEMET, “lo único que tenemos en cuenta del cambio climático es que la temperatura media del planeta está subiendo y, en principio, a mayor temperatura media mayor energía y fenómenos más violentos. Pero no está corroborado científicamente que estén aumentando los tornados en los últimos años en Estados Unidos”.Enlace



Fuente: Vanguardia.com.mx
Autor: Isabel Martínez Pita / EFE



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada